Inicio Opinión Exalcalde Lui...

Exalcalde Luis Durán: “Quieren manchar mi imagen”

Compartir
Luis Durán Gamboa*

Ante los cuestionamientos que circularon en días anteriores contra el exalcalde de Acosta, Luis Durán Gamboa, sobre su finca en Caspirola, EL JORNAL le preguntó por tal situación, y y el exfuncionario nos envió el siguiente artículo, que compartimos íntegro:

(SAN JOSÉ,  COSTA RICA, 13 DE DICIEMBRE, 2016-EL JORNAL). “Me veo en la obligación de aclararle a la opinión pública sobre un comentario en el que se afirma que me estoy adueñando de un terreno en Caspirola, en el que se aduce que pertenece a la municipalidad de Aserrí.

Con el respeto debido para ustedes, debo decirles que ese terreno lo compré hace 35 años al señor Carlos Castro Matamoros, en ese entonces funcionario del Banco Nacional en Acosta, documento que legalizó el licenciado Wílberth Brenes, reconocido abogado por muchos años en nuestro cantón.

Esa finca, de 18 hectáreas, había estado en manos por un siglo de otros propietarios, incluyendo a don Israel Vargas, que fue hijo del señor Ramón “Moncho” Vargas, que para la fecha ya tenía más de 100 años de posesión en ese terreno.

Todos estos 35 años me he dedicado en esa finca a la siembra de cítricos y reforestación, y no he tenido molestia de institución alguna, únicamente cuando de forma irresponsable y politiquera enviaron a mi finca a 20 precaristas que querían adueñarse de un terreno que legítimamente adquirí.

Gracias al Señor y a la gente de Caspirola pude solventar ese problema sacándolos de la finca.

Hoy de nuevo tratan de perjudicarme moral y políticamente. Les puedo asegurar que he tratado siempre como funcionario público de hacer las cosas como Dios y la ley demandan.

Y he dicho siempre, que ahí están los tribunales de justicia para que se presenten los que creen tener derecho a difamar mi honorabilidad.

Por favor, tengan mucho cuidado, quizá con este actuar no me perjudiquen a mí directamente, sino que afectan a decenas de humildes campesinos, que están en la misma condición, con respecto a sus fincas y terrenos, que este servidor, y que tienen apenas una casa y un terreno para sobrevivir.

Esos argumentos que quieren emplear en contra mía, provocarían la destrucción de pueblos enteros como Caspirola, Colorado y San Jerónimo. Ahí existen muchas construcciones, muy humildes sí, plazas, escuelas, iglesias, pulperías y bares, que han operado a través de la historia de este cantón. ¿Será que los que no piensan en los que menos tienen quisieran que se demuelan todas las construcciones existentes y se termine con los permisos de funcionamiento comercial?

Por favor, con todo respeto, mucho cuidado. No soy el único que está en esa condición. Gracias al Señor, la municipalidad de Aserrí, en pleno, ya acordó traspasar los terrenos a los dueños actuales que demuestren su posesión”.

*Alcalde de Acosta en el período 2011-2016

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here